Vacaciones al Luso 4: ¡Me derrito!

  • 5
Cuarto y último post de esta mini-colección... Sé que debería haberlo escrito ayer pero, sinceramente, estaba demasiado cansado. Fueron demasiadas horas de coche de vuelta, con paradas en Cáceres y Trujillo bajo un sol de justicia. Muchas horas de viaje, y no gran cosa que contar. La última de las etapas fue la más relajada en cuanto a visitas pero también la más extenuante. Y para quienes no me crean...

Seis de la tarde, 41ºC

Finalmente, al llegar la casa y dejar las maletas, y tras un merecido reposo, nos pusimos a hacer puesta en común de las fotografías y vídeos que hemos sacado con las tres cámaras que hemos llevado a cuestas. Casi 500 por un lado, algo más de 400 por otro, medio centenar por un tercero y más de setenta vídeos por otro... En total, vamos, más de mil fotografías y cien vídeos han sido los que hemos hecho en estos cuatro días fuera. Así que hoy, a modo de cierre, os dejo por aquí una minúscula selección de esas instantáneas que recogen la belleza de los paisajes y los lugares que he ido visitando en este último fin de semana de junio.

Nazaré:

Aquí preparan el pescado desecado que venden en puestos después.

Subiendo en el funicular a la parte alta de la ciudad...

Se va acercando la puesta de sol...

... y yo me quedo hipnotizado viéndola.

Lisboa y Belém:

Lisboa es una ciudad en cuesta, así que los transportes se adaptan a ello.

 El castillo de San Jorge, vigilando desde las alturas.

La Torre de Belém y una réplica a escala. La réplica es la de delante.

Desde la parte alta del monumento a los descubridores.

Una vista de águila de Lisboa desde el castillo de San Jorge.

Preciosa de día, iluminada y viva de noche.

Y el arte urbano también era, en algunos lugares, impresionante.

Sintra:

Las calles, todas ellas en cuesta, estaban repletas de flores.

La plaza central, de la que salen las callejuelas, rodeada de bosques.

Y cuando digo que había flores, es que había flores de todo color y condición.

Una de las primeras vistas del Palacio da Pena, a medida que te acercas a él.

Colorido, repleto de detalles y variado, así es el castillo...

... y pocas veces encuentras dos paredes iguales.

Otra vista más, con el tritón vigilando la entrada...

... y una vista más en detalle de él.

Peniche:

Y con esta vista nos despedimos de nuestra visita.

5 comentarios :

Inés dijo...

¡¡Muy bonitas las fotos!! :)

Interloper dijo...

Gracias! ^_^

Lady Boheme dijo...

Geniales las fotos... pero qué barbaridad!! 1000 fotos!! Esto con las cámaras de carrete no pasaba... ibas ya por la foto 20 y te contenías... jeje!

Besotes!

Carol dijo...

Q bonitas las fotos, me encant Portugal, he estado varias veces, la última el verano pasado y siempre hay cosas que ver, me apunto para futuras visitas Nazare que no he estado. Un abrazo

Interloper dijo...

Lady: Gracias! Y es lo que tiene llevar tres cámaras distintas más la del móvil, que salen fotos a punta pala... Bastantes son repeticiones por si ha salido movida, o algo, pero... Hay un montón! Y todavía no las he subido a FB xD

Carol: Gracias!! Y sí, la verdad es que Portugal es precioso. No lo conocía, y esta vez no hemos ido con tiempo suficiente para verlo con todo el detalle y calma que quisiésemos, pero la experiencia ha molado muchísimo, y sin duda habrá que repetir! Y si no has estado en Nazare, es visita obligada para la próxima ;)